Meridianos

poema de Evita

Por la inspiración,
que tú me regalabas,
solía correr por meridianos.
Por la satisfacción
de estar cerca de ti,
pagaba con el tiempo perdido.

Hubo tanta luz en mí,
que antes te guiaba,
como un faro abandonado.
Volando arriba,
jamás yo miraba
hacia abajo, preguntándome…

¿Si todo eso es lo que yo quería?.
¿Y es normal llamarlo a esto vida?
Los viajes me dieron adrenalina,
cumpliendo los sueños que yo tenía.

Viendo el averno, el paraíso,
entendí el valor de una sonrisa,
la delicia salvaje de ser tú mismo,
la danza agraciada de vientecillo.

¡Que la inspiración
corra por mis venas! y
jamás te pregunto, que te parece.

Por favor, corrijan mis errores si los tengo :)

Comentarios & Opiniones

J Catlán M

Guau! simplemente apropiado para el momento que estoy pasando, es increible! Saludos desde el fin del mundo!

Critica: 
Evita

J.A., muchísimas gracias! Me alegro mucho que mi poemita "te quede" perfectamente jajaj! de dónde eres??

Critica: 
Artífice de Sueños MARS rh

¡Vale! Sí que vale, porque recorrer mundo es indispensable para saber y comparar lo que se puede quedar. Así es la vida, selectiva por todos sus costados.
Y una sonrisa conquista ejércitos, eso está muy claro.
Gracias y a seguir con alegría...

Critica: 
Argüello

Bonita obra, saludos!

Critica: 
Evita

Muchas gracias a todos! Abrazos!

Critica: 

Comenta & Vota