De Donde, A Donde

poema de Lucienne

Tanto cariño, ¿de donde?
Una vez más, mi alma grita eufórica, recita odas a lugares impenetrables.
Tanto amor, ¿de donde?
¿De mi conexión con el mundo, con las personas?
¿De mis largos momentos a solas, mi alegría, mis viajes físicos y espirituales?
¿De la bondad humana que he encontrado hasta ahora?
¿De donde vino ahora tanta energía, que como siempre, no sé donde enfocar?
¿Será frívola, será genuina?
Es lo segundo. La falsedad no es nunca tan intensa.
¿Hacia donde la dirijo, por todo lo que vive y siente?
Hacia mi familia no basta.
Hacia mis amigos no basta.
Hacia un ser humano no basta.
Porque esta energía, como el mar, es vasta.
Hacia mi familia.
Hacia mis amigos.
Hacia todos los que amo.
Hacia todos los que odié.
Hacia quienes no conozco.
Hacia todo lo que vive y siente.
Hacia todo lo que es hermoso. Hacia todo lo inerte, que vibre y resuene, yo dirijo mi energía, pura e inquieta, incontenible y brava, rezo por todo, mando mi amor.