SOLEDAD

poema de Alaja

Hoy mi cuerpo y alma
Camina sin destino...
Mis pies pesados, se desplazan lento,
Con los brazos caídos y las manos largas y vacías,
La cerviz baja,
Los ojos empañados,
Que me llevan al incierto,
Lúgubres momentos de soledad, mi compañera de viaje depositaria de mis alegrías y tristezas,
de viajes y sueños
de locuras infantiles y
También de reflexiones,
sabia en sus consejos,
se marchó sin comentar
que se iría al infinito,
me dejó en terrenos áridos ausentes de abrigo y comprensión.
Hoy quiero aferrarme a un hilo dorado que ate mi esencia al color de la vida, en cielos azules y apacibles donde la paz y la armonía eleven mi espíritu al confín de las estrellas y el que el murmullo del universo, arrulle a esta alma cansada de grietas y dolor.

Comentarios & Opiniones