5 MINUTOS

poema de De Vilches

Muchas noches paso empaquetando heridas
frente al caos de la inocencia,
algunas otras, en mi alucinación estructurada,
me veo como una bestia esquelética
que no logra liquidar su deuda.

Así, mis garras indefinidas
arrancan del reloj
los cinco minutos
donde esputo
mis letras, deformes,
serpientes de madrugada.

Me sumerjo en la locura confitada
del que en el telo amargo
que navega en un vaso de leche
no ve más que esperanza,
y así, recorro las ruinas de nuestro imperio,
sonrisa bajo semblanza carilarga.

A estos últimos segundos
les dedico mi mirada más lunática,
lo que veo es un disparo de tallo largo,
una cama con sus esquinas amortajadas,
un fino hilo de luz que se mece en tu regazo
y un solo corazón dividido en dos divinos actos.

Pasan los cinco minutos,
las agujas se ponen en marcha,
confirmo que la medicina es vasta
para el que ante el reto de cerrar un poema
no encuentra palabras.

Comentarios & Opiniones

JUAN CARLOS CADENA

Hermosa poesía y no son halagos. Cada uno hacemos uso de esos cinco minutos que le robamos a la moche, evadiendo sin querer al sueño y hallamos en la meditación, en la escritura y en la oración refugio pero a veces ni con eso lo logramos y buscamos

Critica: 
JUAN CARLOS CADENA

Un vaso de leche, un cigarrillo o un café para disimular el frío del alma que atormenta. Saludos De vilches con placer comienzo a seguir tu poesía.

Critica: 
Osler Detourniel

Me gusta tu manera de manejar el tema, y tu amplio léxico. Saludos fraternos

Critica: