Amada mía

poema de Daniel Meza.

Amada. Te estoy poniendo tus zapatos de baile. Convertiré tu llanto en gritos de alegría. Tu tiempo de duelo se convertirá en una temporada de baile y regocijo en mi bondad.
He desatado tu cilicio y te he ceñido de alegría. Tu príncipe ha venido a rescatarte. Mi Mano te ha levantado, estás sobre la Roca. He puesto al enemigo debajo de tus pies, Hija Mía. Eres una vencedora. Baila en la cabeza del diablo,
mi amor. Te he dado autoridad para PISAR serpientes y escorpiones y TODO el poder del enemigo y NADA te dañará de ninguna manera. ¡Dejen que resuenen sus alabanzas, bailen de alegría y vean huir los demonios! Porque a través de esto, muchos serán salvos, sanados y librados. Incluso libraré al que no sea inocente por causa de mi justicia en ti. Porque ciertamente, deleitaré tu alma con abundancia, y quedarás satisfecho con mi bondad. Baila en el Espíritu y en lo natural, Amada, porque Mi ALEGRÍA será tu fuerza. Y llevarás a muchos a la justicia. Muchos, muchas seguirán tu ejemplo, Hija Mía, muchos vendrán y Me seguirán. Brillarás como las estrellas por los siglos de los siglos. No desmayes, Preciosa, porque VERÁS Mi Bondad en la tierra de los vivientes. ¡Es la temporada de Rompimiento!
Eclesiastés 3: 4
tiempo de llorar y tiempo de reír; Un tiempo para llorar y un tiempo para bailar.
Salmos 30:11, 12
Me has convertido en danza mi lamento; Has desatado mi cilicio y me has ceñido de alegría, 12 para que mi alma te cante alabanzas y no se quede callada. Oh SEÑOR, Dios mío, te alabaré por siempre.
Jeremías 31:13, 14
Entonces las jovencitas se regocijarán en la danza, y los jóvenes y los ancianos se regocijarán; convertiré su duelo en gozo; Los consolaré y les daré alegría por el dolor. 14 Haré el alma de los sacerdotes con abundancia, y mi pueblo se saciará de mi bondad, declara el Señor ”.
Éxodo 15:20
Miriam la profetisa, hermana de Aarón, tomó el pandero en su mano, y todas las mujeres salieron tras ella con panderos y danzas.
Salmo 150: 1-6
Alabadle con pandero y danzas; Alabadle con instrumentos de cuerda y flauta. ¡Alabado sea el Señor! Alabado sea Dios en su santuario; Alabadle en su poderosa expansión. Alabadle por sus maravillas; Alabadle según su excelente grandeza; alabadle con sonido de trompeta; Alabadle con arpa y lira. Alabadle con címbalos ruidosos; Alabadle con címbalos resonantes. Todo lo que respira alabe al SEÑOR. ¡Alabado sea el Señor!
Lucas 10:19, Job 22:30

Comentarios & Opiniones

Xio

Linda obra de caraćter religioso, repleta de fe, bienventuranzas y alabanzas al Señor, un placer Daniel, linda noche.

Critica: 
Daniel Meza.

Un fuerte abrazo para ti amiga Xio

Critica: