Y dejar de ser

poema de .

El suave aliento que mantiene
encendido el andar de mis pasos
es un carboncillo, una brasa,
puesta a la suerte del viento,

esta mecha humeante,
este calor que combustiona mi pecho
a la merced de una puerta abierta
justo al pasar de una ventisca.

Y nada,
ni poner las manos,
contemplar la brisa al caer,

y nada,
suturar la brecha,
añorar la altura
y dejar de ser.

Comentarios & Opiniones

Silvia

Que sutil,delicado muy amoroso me pareció felicitaciones y beso.

Critica: 
Elvi

Preciosas letras que suenan a etéreo, a libre, a dejar de ser si es que alguna vez fuimos. Me encantó

Critica: 
.

Silvia, Elvi: muchas gracias por leerme. Saludos cordiales.

Critica: 
Noches Mágicas

Hermosa composición, versos suaves y delicados, pero humeantes. Saludos para ti querido Pablo.

Critica: 
.

Muchas gracias Ashley por pasarte por mis letras. Saludos y abrazos.

Critica: 
Siranaeh

Dejar de ser para poder renacer... Hermosas palabras las tuyas. Saludos.

Critica: 
.

Siranaeh gracias por pasarte por acá. Saludos

Critica: