Al fin

poema de Mek

Ya solo tu puñal raja mi correo
Imperturbable a lo que fuimos.
Nada puedes ya,
mas tu sangrienta huella,
Rastro infame, aguda escara
Persigue mis leves senderos
Olvidados de tu verso salvaje.

Cuento en días, meses, años
La distancia a tu universo,
Frágil infierno en lados izquierdos
De camas caídas al fuego,
Frías sábanas y ajenas almohadas.

Llanto, ira, odio, miedo,
Sufrir y morir en cada aislado
Rincón de amarga soledad,
Tal fue tu legado.

Despido, curado al fin,
La última gota de tu esencia,
Desecho un último reproche
Y apago el último candil
En tu otrora altivo altar,
Hoy abandonado.

No te digo adiós ni deseo el trago
Pero, aún con todo y más,
Solo deseo para ti
Lo mejor y (más que nada)
La paz que nunca me diste.

Comentarios & Opiniones

ÁNGEL MENDUIÑA IRIBARREN

De entre las cenizas que deja el desamor, resulta conmovedor y elogiable que emerjan buenos deseos y buenos sentimientos. Habla muy bien, en este caso del poeta. Un abrazo.

Critica: 
Mek

Gracias, amigo Ángel, por tu amable comentario. Ciertamente, debemos superar el rencor y los malos sentimientos aún cuando hayamos vivido malas experiencias. Escuela de vida... Un abrazo.

Critica: 
La Dama Azul

Caballero, ha sido un gusto deslizarse entre las letras.
A vos mis sinceros saludos.

"Cuento en días, meses, años
La distancia a tu universo,
Frágil infierno en lados izquierdos
De camas caídas al fuego,
Frías sábanas y ajenas almohadas"...

Critica: