Mujer para otra mujer.

poema de Penelope

Al conversar, al escuchar
no hay hiatos.
Al comprender, al encajar
nace el trato.
De una mujer, para otra mujer.
Conjunción de generaciones
en tertúlias de tardes mortecinas,
el candor del atardecer tras las cortinas
anfitiatro de soledades y jirones.
Al leer el curriculum del alma
Y pespuntear el colofón de unos labios,
tararear el testamento de unas manos
cubrir heridas con el poder de las palabras.
Callar la cena humeante por no tener hambre.
Y ante todo saber,
del callo perenne y la coreografía del palmo,
jalar las sonrisas aún indemnes
como maniquíes coristas del querer.
Al alfabetizar con los ojos cardinales
Una mujer para otra mujer,
Se le arma la voluntad heroica a raudales.
Y conspira con una pluma que la hace valer.

Para todas las mujeres y compañeras de este portal pero en especial para:
Mujer de Luna
Elvi
Xio
María del Rocío
Siby
Gabriela “ La Dama Azul”.

Comentarios sobre este poema