CARTA DE SUICIDIO

poema de Cami Parra

Son casi las 12 de la noche,
No puedo dormir,
Solo puedo escuchar el ruido de la soledad
Que poco a poco llega a mi vida,
Una vida la cual el falta
Una ilusión, un amor, un espíritu libre,
Son ya las 12:45
Y empiezo a pensar lo que sucedería en la mañana,
Tal vez iré a saludar a algunos amigos,
O simplemente
Caminare sin dirección
Hasta encontrar lo que busque por mucho
Y jamás encontré,
Ya son más de las 4:15,
Aun todos duermen,
Pero otros están más hiperactivos
Que nunca,
Con la espera de un nuevo amanecer,
Un nuevo comienzo,
Una nueva oportunidad,
Mientras son las 4:50
Yo decido tomar una ducha,
Su duración fue de 15 minutos
Y pude ver lo cruel que era el silencio,
Tan solo podía oírme tararear
Mi canción favorita,
Y siendo ya las 5:32,
Ya vestida
Con el vestido rojo,
Tan rojo como la sangre,
Tejo mi cabello
Y decido ir al lugar
Donde por los apuros
De mi cotidianidad
Nunca había decidido ir,
Voy a donde pueda ver
El amanecer
Sin prisas y sin problemas,
Observo libremente el cielo
Y sonrió y decido ir hacia el lago,
Donde los patos nadan con libertad
Y sin miedo a nada…
Lentamente me quito los zapatos
Y decido sumergirme
En ese lago frio pero hermoso
El cual nunca le preste atención suficiente
Para apreciar su profundidad y su hermosura,
Mientras me sumerjo
Pienso en lo que debí haber echo
Antes de suicidarme,
No volveré a ver un amanecer nuevo
A las estrellas y su majestuosidad
123… burbujas
Dan inicio a mi final
Adiós infierno terrenal, pero un cielo atmosférico…

Comentarios sobre este poema