De una cima a otra

Anteriormente soñaba con un paraíso
Ahora no lo sueño, lo habito y de él me alimento
Lo había soñado detrás de las montañas infranqueables

Resulta que estaba aquí, cerca de mí, casi dentro
Y con cualquiera de mis dedos lo alcanzo
Sin más necesidad que hurgar en mi nariz
Y por ello quedarme aliviado

Aliviarse es parte de la vida en los paraísos
También me satisfago
Pero no de los deseos y las expectativas
Que tanto me frustraron

Ahora me sacio hasta reventar del gusto
Con cosas tan simples como dormir
Menudo regalo me han dado
El quedarme frito como un bebé, en su pecho, babeando

Y su pecho es parte de mi paraíso (también)
No tuve que escalar la montaña para verle
Entre todos los otros paraísos estaba, como esperando
A ser prendido por el explorador
Ese niño que soy de su mano

Ambos expertos en el dominio de la vida
Casi nos matamos, haciendo eso de hacerse entender
Ya saben: explicarle a una montaña que se aparte
Cuando no es más que contemplarse,
De una cima a otra contemplarse.

Qué delicia es vivir en mi paraíso
Tanto cuando estoy babeando en su pecho
Como cuando ando hurgando en mi nariz

César C. Barrau
14/05/2022

Comentarios & Opiniones

María del Rocío

Llega el punto se aceptación, madurez, agradecimiento y alli es donde comienza la vida. Bellezas escribe Cesar.

Critica: 
César C. Barrau

Hola María. Bello es tu comentario y presencia en mi espacio. Gracias!

Critica: 
ÁNGEL MENDUIÑA IRIBARREN

Si. Cuando uno se acepta todo resulta diferente, para mejor. Es muy liberador. Un abrazo.

Critica: 
Alejandro E.

Estos son los poemas que más disfruto... Los irreverentes. Tiene todas las estrellas. Yo también disfruto hurgar mi narizona cuando es preciso.

Critica: 
César C. Barrau

Gracias Ángel y Alejandro por los comentarios: enriquecen. Un saludo!

Critica: 
Xio

Nada mejor que sentirse agradecido con la vida, disfrutar lo que se tiene y admirar la sencillez que nos rodea, hermosa obra César, un placer la lectura, abrazos, linda noche poeta.

Critica: 

Comenta & Vota