ABRÍGAME

poema de Xio

Enrédame en tus brazos que la luna
ha llegado de repente; fría, blanca,
con su faz impasible donde estanca
su influjo, su presagio de infortuna.

Abrígame en tu pecho que hay temor
a lo incierto, al misterio de la noche,
a la luna que me atrapa como broche
y me inunda y me llena de estupor.

Detente por favor, sólo un momento
cuando la luna se pierda en el celaje
y mi estrella se convierta en el paisaje
que despeje mi temor y mi tormento.

Comentarios sobre este poema