Lo que hay de ti

Las imágenes producen vértigo
y ese tren viene para arrollarte
-hay pesadillas donde uno es feliz
en mitad de un miedo que perlea la frente-
¿Por qué? te preguntas
Ni Dios lo sabe, ni tú
nadie, ella, quienes mejor te conocen
No se sabe
Viene para arrollarte, la vida también
Un tumulto
imposible de desbrozar
Te tumba como al boxeador más frágil
te deja en un ring desierto
y al que el foco lo abandonó
Es así, te arrolla
te pasa por encima muchas veces
Y en cada una de ellas quieres saber
la razón
Saber, siempre necesitas saber. Si
Día a día, en este camino que no el es
bajo una pertinaz lluvia, cuando anochece
y unos fantasmas
penetran en tu sien, porqué
las pesadillas se preparan
como la escenificación de una obra
y luego tú las ves. Para sufrir
gozar, darte cuenta de que estás en sus manos
Quieres saber, pobre ser desgraciado...
Mejor no preguntes
y asume

Imagen: Fotografía de autor desconocido

Comentarios sobre este poema