Código de la revolución

poema de Felix

Dime ¿cuantas veces pronunciaremos esa palabra?
Esa que agita cualquier montaña y hace que el viento se vuelva violento
Levanta aquellos débiles sin armas y detiene el flujo de las lágrimas

Nunca nos rendiremos
Porque este deseo no nos dejaría en paz

Mi alma será como el cuerpo indestructible de Prometeo
Porque alzando esta mano al cielo puedo tocar el paraíso
Ahora que estamos corriendo en este gran mundo mecanizado
Sabemos lo importante que es la libertad en la propia vida

Aquella palabra nunca cambiara de significado
Desde el pasado ninguna persona ha dejado de pelear por lo que quiere
Es como detener una pasión, como detener el transcurso del tiempo

Nunca habrá un final
El mundo no tiene motivos para derrumbarse

Dejando que este amor arda dentro nuestro somos los disidentes
El valor es un virus que nadie ha podido detener su avance
Es un error llamado conciencia que se infiltro en mi cerebro
Que solo sabe disparar creencias en estas calles incoloras

Si, la felicidad se compone de tristeza
Nos unimos y pronunciamos el código de la revolución

Mi alma será como el cuerpo indestructible de Prometeo
Porque nuestro amor esta haciendo temblar este paradigma

Un mundo sin lógica nos dará la fuerza para avanzar
Es una era en que jamás tendrá una última palabra
Nadie se acordara del principio, nadie sabrá del final
Aun así solo el destino decidirá sobre la justicia...

Comentarios sobre este poema

Sé parte: Comenta y vota