Muy sweat Jackie

poema de IVAR TABSA

Tan inesperadamente como un arcoiris, llegaste.
Con tu inocencia de niña, apenas convertida en mujer.
Hiciste temblar mi ser tanto, de nuevo, lo creí imposible.
Recordé mi infancia, cuando todo lo que sucedía era bueno.
Cuando era feliz.
La capa oscura y rígida de mi corazón termino cediendo ante tus besos.
Quedé expuesto en cuerpo y alma, sin protección, pero aún peor, deseándolo.
Y así, como un sueño divino, como un cuento aún no contado, me enamoré.
Mi princesa, mi bella dama, mi niña hermosa... Perfecta.
Con virtudes y defectos, tus arranques de ternura, tus momentos indispuestos, así te quiero.
Te amare mientras lo quieras, mientras pueda, mientras dure.
Fuiste un ángel, que en el momento perfecto e inesperado llegó a mi vida, para quedarse en ella, hacerme fuerte.
Gracias vida yo te doy por ser y estar, por existir en este mundo, en este momento... Perfecto.
Gracias Jackie....