Tu Eres... (mi esposa)

poema de Reservado

Tu eres la luz de mi mirada
que alumbra eternamente mi camino,
que marca paso a paso mi destino
y las huellas cansadas de mi alma.

Tu eres el pulmón para mis alas
el timón que me guía en mi sino,
tus brazos son los remos en que me afirmo
para mantener el rumbo de mi barca.

Tu eres la guardián, eres mi espada
con la que enfrento a duros enemigos,
por ti soporto todos los castigos
por ti vivo y no muero en la batalla.

Tu eres mi pasión y eres mi calma
la que viste de hombre a mis latidos,
eres la voz de Dios a mis oídos
pero sin ti... soy lo mismo que la nada.

(Peláez Garrido José - Periodista y Escritor Argentino)

Todos los derechos reservados

Comentarios sobre este poema