SUCEDE UN NIÑO

Estar vivos es un crímen menor.

De la infancia vuelvo siempre
callado.

El animal que busca la mano
también me devora
desde adentro.

Dejo árboles en pie
para que los pájaros
descansen
de tanto cielo.

Vuelvo a mi otra casa cada verano
como una excusa para tumbarme
en los ríos.

La ternura ya no me pisa los talones
pero a veces me detengo en las jugueterías...
entonces
en mi corazón sucede
un niño...

DEL AUDIOLIBRO "ABRAPALABRAS"
MUSICALIZADO POR EL POETA

www.jeponcedeleon.com

Comentarios sobre este poema