Sombra y Luz tenue...

poema de Evelyn Navit

Cada que me da por esconder me y soltar la tinta de mis venas me desarmo, se ancla en mi pecho el susurro aterrador del silencio y me lleva sin resistencia a los lugares más oscuros de la locura. Y me quedo atrapada sin poder escapar de sus garras por un tiempo, hasta que mi copa es desbordada y mi sangre huele a hielo.
Ahí vuelvo a ser de hiel,
mitad-humana
y especpentrum.

Evelyn Navit
Copyright©2018

Comentarios sobre este poema