Vacío decadente en la brisa

poema de Flor de luna

El silencio,
se humedeció,
en una gota de roció,
que el sol seco,
y lejana-mente decayó.

Y al escuchar,
una lejana voz,
su alma enloqueció,
y por tocarla,
lentamente se desvaneció,
en una niebla de silencio,
que su nombre locamente recordó,
y en aquel entonces,
se envolvió,
en dulces lagrimas,
que el cielo derramo,
en un lejano encuentro,
que su amado adiós describió ,
entre sonrisas y lagrimas,
de un distanciado e hipócrita desamor.

Comentarios sobre este poema