LA AMISTAD ESTABA TRISTE

poema de AMAREC

Iba Triste La Amistad
Por El Camino Del Olvido.
Se Acababa De Enterar
Que Casi Nadie Era Amigo.

Todo El Mundo La Nombraba.
La Gente Decía Estimarla
Pero Nadie La Respetaba
Más Allá De La Palabra.

Quienes Pasaban Por Amigos,
A La Hora De La Verdad
Eran Fieros Enemigos
Que No Se Podían Soportar.

Sus Más Firmes Defensores
La Alababan De Contínuo
Como Falsos Oradores
Proclamando Sus Beneficios.

Cuando Ya Nada Esperaba,
Sintió A Sus Espaldas
Una Voz Que La Llamaba
Con Dulces Palabras.

¿Qué Te Pasa Amiguita?
¿Qué Te Tiene Tan Apenada?
¿Por Qué Perdiste Tu Sonrisa?
¿De Dónde Surge Tu Desgracia?

Es La Tremenda Soledad
A La Que He Sido Condenada,
Contestó La Amistad
A La Voz Que Preguntaba.

La Perversa Humanidad
Que Tanto Dice Estimarme
Me Desprecia Con Maldad
Y No Cesa De Engañarme.

Por Eso Estoy Apenada,
Por Eso Ya No Sonrío.
No Me Consuela Nada
Y La Esperanza He Perdido.

Y Tú, Voz Misteriosa,
¿De Dónde Has Salido?
Tú Palabra Es Hermosa
Y Dulce Su Sonido.

Somos Viejos Conocidos,
La Voz Le Contestó.
Yo Uno A Los Amigos
Con Los Lazos Del Amor.

Yo Soy Inquebrantable.
Nada Puede Detenerme.
Mi Llamada Es Lo Más Grande
Que A Alguien Puede Sucederle.

Me Duele Verte Derrotada
Y Sumida En El Olvido.
Todavía Queda Gente Honrada
Que Cuenta Contigo.

Deja De Quejarte
Y Vente Conmigo.
Nunca Dejé De Amarte
Ni De Ser Tu Amigo.

La Amistad, Emocionada,
Tras La Voz Se Dirigió
Y Partió Ilusionada
Con Su Amigo El Amor.

No Todo Está Perdido,
Se Dijo Para Sí,
Y Saliendo Del Olvido
Con El Amor Fue Feliz.

Comentarios sobre este poema