Prisionero de este sentimiento

poema de Anastasia

Como quisiera desaparecer de este mundo,
mi cuerpo está harto de sufrir el mismo sentimiento,
que solo ha sido
perpétuo sufrimiento.

Desearía volver a nacer,
pero sin este defecto,
tan presente, y sobretodo tan atento
incluso a mis más ínfimos desaciertos.

Constantemente me recuerda
lo que debí o no debí hacer,
como si se burlara
de mi forma de ser.

Este maldito remordimiento,
asesina momento a momento
mi alma que es inmersa
en un martirio eterno.

No sé qué hacer para que el pasado
deje de pasearse en mi rostro,
me reclama y grita que no está conforme
en como lo diseñe,
ya que por mis acciones lo creé.

Envejezco cada mañana al despertar,
a veces pienso en cobardías
como quitarme la vida,
pero recuerdo...
no soy soberano de la vida...

¡Espera un momento!
si el remordimiento es parte de mi mente,
acaso, ¿no es un tipo de suicidio inconsciente?,
lento y muy destructivo
que acaba con mi cordura,
para luego asesinarme a sangre fría.

¡Pues ya está!,
lo detendré,
aunque me cueste una eterna estadía en el infierno,
lo destruiré,
antes que el a mí.
Muchos no estarán de acuerdo con mi decisión,
lo sé, pero les escribiré y recordaré,
que soy un libre pensador,
no un loco, sino tal vez,
un genio incomprendido,
quien no se sometió ni obedeció a alguno.

Por tanto no tengo derecho
a ser prisionero de este sentimiento,
que no desaparece en mi interior,
digo adiós a todos,
hasta siempre o hasta nunca,
como quieran,
solo me voy de este mundo.

Comentarios sobre este poema