NO PUEDO PASAR EL EBRO....

poema de FLORO

Cansados están
los puentes del Ebro,
tanto tiempo quietos
tanto tiempo solos.

Sus hombros soportan
suspiros y llantos,
deseos ,blasfemias,
promesas y cantos.

¡Quién los pudiera llevar
a ver el mar!

Sus pies en verano
seco lecho pisan,
sus arcos cobijan
de noche al errante.

Por sus ojos pasan
cierzos y bochornos,
y a veces las jotas
cantadas con aire.

Sueñan que se escapan
con las golondrinas,
ellos que nacieron
a tierra varados.

¡Quién los pudiera llevar
a ver el mar!

Comentarios sobre este poema